Jornada sobre Ciberdelincuencia

Fiscales, funcionarios y especialistas nacionales e internacionales participaron este martes 29 de agosto de la Jornada sobre Ciberdelincuencia, organizada por el Departamento de Derecho Penal de la Universidad Austral. El encuentro tuvo lugar en el auditorio de la Sociedad Científica Argentina y se desarrollaron temas relativos a las nuevas técnicas para cometer delitos a través del mundo informático.

El primer panel de la Jornada lo inauguró el Juez de Cámara del Tribunal Oral en lo Criminal Federal Guillermo Yacobucci, quien además se desempeña como Director Académico del Departamento de Derecho Penal y Procesal Penal de la Universidad Austral. Yacobucci realizó una introducción genérica en el tema, presentando diversos aspectos que luego profundizaron el resto de los panelistas invitados.

A su turno, disertó el Fiscal de Cámara del Ministerio Público Fiscal de la Ciudad, Eduardo Riggi, quien hizo una exposición centrada en el aspecto de los proveedores de los servicios de almacenamiento y su relación con el ilícito. En este sentido, Riggi puso como un ejemplo de este tipo de relación el de la reventa de entradas por páginas de internet, lo cual está penado en el Código Contravencional. “Es importante que analicemos la noción de neutralidad de los terceros, como pueden ser los responsables de los sitios de venta, un ámbito donde se ofrecen productos pero la responsabilidad de los mismos está discutida”, destacó el fiscal Riggi.

Luego expuso el especialista y Director del Máster en Ciberdelincuencia de la Universidad Internacional de Cataluña, José Agustina Sanllehi, quien hizo referencia a la situación global de la seguridad y a la necesidad de fortalecer la prevención. Sanllehi hizo hincapié en la importancia de las medidas que introducen instrumentos legales para que las fuerzas del orden puedan cumplir su tarea con más eficacia. “La gran novedad es la figura del agente encubierto virtual, que hace que los investigadores puedan utilizar perfiles falsos en las redes sociales de manera de perseguir el delito con más eficacia”, resaltó Sanllehi.

El segundo panel de las Jornadas fue inaugurado por el Fiscal a cargo de la Unidad Especializada en Ciberdelincuencia de la Procuración General de la Nación, Horacio Azzolin, quien destacó aspectos importantes del trabajo del área a su cargo en la persecución de los hechos ilícitos. Azzolin resaltó tres campos de acción principales, a saber: la asistencia técnica a los fiscales, la capacitación, y las redes de cooperación internacional.

A continuación, Enrique Del Carril, del Cuerpo de Investigaciones Judiciales del Ministerio Público Fiscal de la Ciudad, planteó cuestiones relacionadas a las directrices que guían las investigaciones, y a los desafíos que se tienen por delante.


Para Del Carril, “la criminalidad ha cambiado a partir de la popularización de Internet y la tecnología. Hoy en todo delito existe un tramo que tiene que ver con la tecnología y esto provocó un cambio drástico, que tiene que ver con los desafíos que nos deja la sociedad de la información”.

Como Fiscal a cargo del Equipo de Delitos Informáticos de la Unidad Fiscal Este de la Fiscalía de la Ciudad, Daniela Dupuy brindó un panorama del trabajo contra el flagelo de la ciberdelincuencia, en particular en las modalidades de pornografía infantil y grooming. Dupuy se refirió a la necesidad de cambios en la legislación vigente para atacar los delitos informáticos, y resaltó que “los delitos asociados a la pornografía infantil revisten la mayor cantidad de porcentaje de casos que ingresan a la fiscalía en lo referente a los delitos informáticos”.

Finalmente, cerró la Jornada la exposición del Coordinador del Programa Nacional contra la Criminalidad Informática del Ministerio de Justicia y Derechos Humanos de la Nación, Marcos Salt. Quien destacó la necesidad de fortalecer la cooperación internacional, y “que los investigadores comprendan la importancia de la evidencia digital, que va a reemplazar a la evidencia física”.

CABA, 29 de agosto de 2017